Compartir
Tabancureño preparador de caballos finasangre de carreras

La historia de Juan Pablo Baeza: "Siempre supe que me dedicaría a esto"

23 de Enero de 2017

Porque hay Tabancureños que destacan en todas las industrias, en esta ocasión conoceremos la historia de Juan Pablo Baeza,  egresado de la generación 94 es médico veterinario y con una pasión muy clara: "Los caballos" . Hoy en día Juan Pablo se ha desempeñado durante más de 15 años como preparador de caballos finasangre de carreras, tanto en el Club Hípico como en el Hipódromo Chile. Está casado y tiene cuatro niños; esta es su historia.

¿Cómo llegaste a la Hípica?

La hípica es una tradición fuertemente ligada a mi familia. Mi tatarabuelo, Francisco Baeza, fundó el Club Hípico de Santiago a comienzos de siglo. Mi abuelo tuvo uno de los criadores más importantes en su época y mi papá, de profesión agricultor y también criador, comenzó a trabajar como preparador cuando yo era muy chico. Literalmente “nací en las patas de los caballos”. Toda mi vida pasaba veranos completos en el campo, y como los caballos era lo que más me gustaba, siempre pensé que me dedicaría a esto. Es muy gratificante, porque lo llevo en la sangre. Es parte de mi historia personal y familiar.

"Es muy gratificante, porque lo llevo en la sangre. Es parte de mi historia personal y familiar"

¿Qué caballo te ha marcado especialmente y por qué?

Gracias a Dios, he tenido grandes caballos y tremendos triunfos acá en Chile. Junto a mi padre, hemos ganado todos los clásicos más importantes. Pero sin duda, haber sido el primer chileno en ganar un latinoamericano afuera, como fue con el ejemplar Quick Casablanca en Palermo, Buenos Aires, el año 2012, fue tremendamente emocionante. Teníamos una verdadera “marea roja” que nos apoyaba, siendo que la hípica trasandina es muy fuerte y estaban invictos como locales. La verdad fue un sueño hecho realidad y un orgullo como chileno poder regalarle ese triunfo a mi país.

 "Literalmente “nací en las patas de los caballos” (...) Toda mi vida pasaba veranos completos en el campo, y como los caballos era lo que más me gustaba, siempre pensé que me dedicaría a esto"

¿Qúe se viene este 2017?

Lo bonito de esta profesión es que cada año implica un nuevo desafío en términos de formación de nuevos ejemplares. Ojalá este año podamos repetir lo que venimos haciendo hace ya más de quince años con mi padre, que es estar presente en las carreras más importantes y llegar a ellas con potrillos y potrancas que estén entre los favoritos.  En marzo se corre el próximo latinoamericano en Viña del Mar, y esperamos llevar caballos que dejen bien puesto el nombre de nuestro país.

¿Qué recuerdos tienes del Colegio?

Tengo los mejores recuerdos de mis años en el colegio. Estuve desde kínder y hasta el día de hoy seguimos en contacto permanente con mis compañeros. Parte de nuestras anécdotas habituales son cosas que vivimos en la sala de clases o en los recreos. Algunos de ellos no salieron de cuarto con nosotros, pero el cariño y la buena onda está siempre presente. Son todos grandes personas.

"Haber sido el primer chileno en ganar un latinoamericano afuera, como fue con el ejemplar Quick Casablanca en Palermo, Buenos Aires, el año 2012, fue tremendamente emocionante"

¿Qué profesor te marcó y por qué?

He tenido la suerte de que varios de mis profesores le han podido hacer clases a mis niños, y es emocionante ver el cariño con que se acuerdan de uno, después de tantos años. Es un orgullo haber salido de un colegio que cuida tanto a su gente, porque ves cómo toda su vida profesional la han hecho en el Tabancura. Y eso habla muy bien de la institución que hay detrás. Especial recuerdo tengo de Memo Santana, porque yo fui siempre atleta y él además de ser un tremendo entrenador, fue para mi un amigo. Una persona cercana, generosa, alegre, humilde. Aprendí mucho con Memo y de Memo. 

"Especial recuerdo tengo de Memo Santana, porque yo fui siempre atleta y él además de ser un tremendo entrenador, fue para mi un amigo"

Gran discípulo de él es Marcelo Orellana, con quien alcancé a entrenar durante mis últimos años en el colegio, y que hoy le saca el jugo también a mis niños.

¡Felicitamos a Juan Pablo y mucha suerte en Viña del Mar! 

 

 

 

 

Únete a nuestras Redes Sociales

Súmate a las redes sociales oficiales de “Tabancureño”, en ellas podrás encontrar los mejores archivos históricos, videos exclusivos, ofertas laborales, invitaciones deportivas e invitaciones a los mejores eventos para los ex alumnos del Colegio Tabancura.